Gus y Sunny

Esta es la historia de unos mesoneros que sólo dicen ser mesoneros, la verdad es que de día son gaviotas 

y de noche humanos.


 

Una gaviota es de Detroit, por 15 años siguió a GratefulDead  y en 15 años perdió la mayoría de sus neuronas.

La otra gaviota es de Suriname y es dirigente en la Unión de Trabajadores de la bahía,  aunque sospecho que creció en la ciudad de Nueva York, donde se rumorea tiene hijos.


 

Yo nunca les creí que eran mesoneros,

movían los brazos raro.